La maldición


Al lunes de esta semana, 1334 personas habían muerto en Haití por culpa de la epidemia de cólera que azota desde octubre al país caribeño. La enfermedad llegó como remate al terremoto de principios de año y a la temporada de huracanes de las últimas semanas, que tienen a la nación en ruinas y a su gente en un constante estado de emergencia humanitaria.

Como podía esperarse en estas circunstancias extremas, sobrevino el descontento de la población y una serie de disturbios entre haitianos y las fuerzas de la ONU que operan el país añadieron otras victimas al ya largo conteo de la tragedia.

El descontento con los cuerpos de paz, según informaron las agencias internacionales, se inició cuando se esparció el rumor en el norte de la isla que los miembros nepalíes de ésta habían sido los responsables de llevar la cólera a Haití. El presidente haitiano se apresuró a desmentir esto (no solo la identidad de los supuestos culpables, sino el hecho de que los haitianos estuvieran diciendo que la misión de la ONU estuviera maldita), dijo el primer mandatario, que aquellos rumores habían sido esparcidos por opositores y políticos locales, con miras a las elecciones de fin de año.

Poco importa en realidad el porqué creen los haitianos que la cólera los afecta o incluso si vino con las fuerzas de paz nepalíes o si siempre estuvo allí, lo que de verdad debe llamar la atención es lo que todo el episodio, en el fondo, dice de las necesidades y la situación extrema del país.

Por eso es que el compromiso internacional en Haití no puede flaquear, porque el futuro del país depende de la determinación de la ayuda y acompañamiento internacional. Pensar en abandonar el país en este momento (o incluso el futuro cercano) implicaría tanto para los haitianos, como para el Caribe y el hemisferio occidental, confirmar la mala suerte (la maldición, podrían decir algunos) de un pueblo que ha sufrido todo lo que ha podido, pero que resiste, aún cuando la amenaza de resquebrajamiento interno se mantenga.

¿Cree que la ayuda internacional si está llegando a Haití como debería? ¿Es necesaria la presencia internacional en la reconstrucción del país? Cuénteme lo que piensa, comente.

Anuncios

3 Responses to “La maldición”


  1. 1 Felipe 25 noviembre, 2010 en 2:47 pm

    Al afirmar que “el futuro del país depende de la determinación de la ayuda y acompañamiento internacional” me parece pertinente la definición de la ayuda internacional. La primera, la ayuda humanitaria de emergencia, es imprescindible. En este contexto, cabe destacar el papel de la OIM en la relocalización temporal de los desplazados por el terremoto,mientras que la MINUSTAH padece de una crisis delegitimidad.Su prometido”fortalecimiento institucional y del Estado de derecho” no parece tener ni un cronograma ni unas metas reales bien definidas,y en consecuencia dicha misión internacional comienza a ser percibida por los haitianos como una fuerza de invasión, pese a que fue solicitada y no impuesta como la de la OTAN en Afganistán. De manera que su naturaleza pacífica y onusiana no le basta para tener una amplia acogida. En cambio, el segundo tipo de ayuda, la ayuda oficial al desarrollo no reembolsable, nunca ha tenido éxito en Africa, de suerte que no tiene porqué tenerlo en Haití. Si se inunda el erario con bienintencionados recursos financieros provenientes de fuentes multilaterales no creo que éstos se traduzcan ni en mayor gobernabilidad ni en una mejorada inserción económica.

  2. 2 Jairo H. Quirós 25 noviembre, 2010 en 4:35 pm

    Duele verdaderamente cerciorarse de la indiferencia de la comunidad internacional con el pueblo haitiano. Duele en verdad, porque parece que este fuese su destino histórico, como anoté en un comentario anterior sobre el tema de Haití. En aquella ocasión comenté que ni siquiera Bolivar agradeció la ayuda que este país le prestó para emancipar a su país Venezuela. Contrasta con esta actitud, la insistencia que viene haciendo el presidente Santos desde su posesión para mover la conciencia de los países poderosos de la tierra, para establecer un plan de ayuda a nuestros hermanos haitianos.


  1. 1 Tweets that mention La maldición « RealPolitikMundial -- Topsy.com Trackback en 26 noviembre, 2010 en 9:02 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 224 seguidores

¡Publique en RealpolitikMundial!

Si le gusta escribir sobre temas de actualidad política y política internacional participe enviando sus textos a santiagosilvaj@yahoo.com. 500 palabras, una foto y enlaces. ¡Haga parte del blog!

Síganme en Twitter


A %d blogueros les gusta esto: